Páginas vistas en total

sábado, 27 de julio de 2013

DONDE ESTABAS (Serventesio dedicado a las victimas del Ave en Santiago de Compostela



Foto Tiguaz
Santiago tiene las calles mojadas
y no es por esa  agua que hoy calló,
son lágrimas de duelo maquilladas
que de alguna manera nos dejó.

Las estrellas reinantes en la Láctea
y Santiago que es nuestro patrón,
no comprenden la triste circunstancia
con regusto a total aberración.

Pasará mucho tiempo, largos años,
 el recuerdo de esta generación
vivirá como los fríos peldaños

que nos arropen en una abstracción.
¿Dónde estabas Apóstol la otra noche?
No lo sabe siquiera ni este Dios.




14 comentarios:

  1. Un homenaje a los que padecieron y sufren con esta tragedia.

    Te mando un abrazo por tan gran dolor.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  2. Gracias María Rosa, es una circunstancia muy triste y el lo peor es que aun quedan, ademas de los 0chenta fallecidos, treinta personas en estado crítico. Te aseguro y no es metáfora, que en Galícia está diluviando. Mi agradecimiento y un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Es muy emotivo este poema dedicado a la causa del terrible accidente de Santiago, la verdad es que nos ha consternado a todos, ójala sirva para que no vuelvan a ocurrir.

    Las estrellas seguirán brillando desde su cielo. D.E.P.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Creo que el Apóstol, en la víspera de su día, estaba un poco despistado. Pudo haber sido mucho peor, en la plaza del pueblo a donde voló un vagón, no había nadie en ese momento, de todas formas aun hay 22 personas en estado crítico. Muchas gracias por leerlo , mi agradecimiento por el sentido comentario. Mis gracias y mil besos.

    ResponderEliminar
  5. Ha sido una gran desgracia, pero la pregunta con la que cierras tu poema es la pregunta que grita la humanidad cuando suceden estas cosas. Como no sentirse desprotegidos.
    Caballero del Sur, un abrazo enorme en medio de esta tristeza, que me apena también que tú sientas. Fuerza, hermano. Besos mil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias hermosa niña del Norte. Verte compartiendo este sentimiento de desamparo que sin duda nos invade, te aseguro que es de gran consuelo. Mil gracias, compañera, se te aprecia y en ocasiones se echan en falta "as túas verbas"

      Eliminar
  6. Siempre en estos momentos nos hacemos la misma pregunta... estaría Dios ocupado o estas muertes tenían que ser de esta manera? no lo sabemos, solo nos queda cobijarnos, seguir y consolarnos con versos como estos.
    Un gran abrazo, me ha gustado regresar y encontrarme de nuevo con tus poemas.

    ResponderEliminar
  7. Lo que es una gran satisfacción es, despues de un largo tiempo verte por estos lares, querida y las preguntas como bien dices pueden ser intensas, incongruentes y eternas. Muchas gracias por leerme, es un placer. Mi cariño y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Terrible accidente, yo cada vez pienso que el destino está escrito. Hemos llorado mucho por todos los que encontraron su fin en ese viaje. Pero sobre todo por un muchacho al que el novio de mi hija conocía, y casualmente también le conocían los amigos de la playa. Un drama sin duda. Y como en tu poema, muchas preguntas sin respuesta.
    Un beso querido Tiguaz.

    ResponderEliminar
  9. HE LLEGADO AQUI POR EL BLOG DE ROSAMARIA.
    MUY BUENO TU BLOG
    SALUDOS
    CARLOS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Carlos, los trabajos de Rosa María son muy buenos, lo se y también debo de agradecerle, como lo hago contigo su constante lectura a mi Blog. Siéntete como en tú casa y regresa cuando gustes. Un abrazo

      Eliminar
  10. Gracias por leerlo, Asun; también creo que el destino está escrito en algún sitio, desearía que no fuera en las estrellas para no querer el cielo nublado todos los días. Se te hechá en falta. Mil gracias por leerme.
    P.D. Ponte las pilas y escribe,cada día lo haces mejor. Un beso.

    ResponderEliminar
  11. uufff muy duro y profundo este poema pero también un homenaje todas aquellas víctimas seguro que el apóstol Santiago te schuchó y ahora están con él, precioso soneto amigo y feliz fin de semana, besos desde mi brillo del mar

    ResponderEliminar
  12. Muchas gracias bea. Solo tengo dos dudas; si el Apostol estaba con su caballo blanco en el veterinario o se habia marchado tras una bella Argentina. Buen finde, un beso

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails